Martes, 27 06, 2017

¿Es la llegada de Windows 10 a la arquitectura ARM una señal para que Apple haga lo mismo con los Mac?

Nosotros no lo hemos abordado demasiado por motivos obvios, pero esta semana ha ocurrido algo interesante en el mundo del PC que deberíamos tener en cuenta: las aplicaciones creadas para las arquitecturas x86 podrán funcionar en procesadores ARM. O lo que es lo mismo, podremos tener la experiencia completa de Windows 10 en procesadores primariamente móviles como los Qualcomm Snapdragon.

Las consecuencias directas de esto son muchas, pero principalmente le da vía libre a Microsoft para terminar de unificar la experiencia de Windows 10 entre todas sus plataformas. Que sea lo mismo en móviles, tabletas, convertibles y ordenadores. La interfaz cambiaría, pero la base será idéntica. Y ahora que desde Redmond han hecho esto, ¿podríamos ver lo mismo en Apple?

En enero, nuestro compañero Pedro lo descartaba a raíz de la "fuerte relación" entre Intel y Apple que en ese entonces estaba en titulares. También mostraba unas pruebas de rendimiento de los chips de la época del iPhone, que podemos actualizar en esta tabla con datos que ya sabemos:

Geekbench 3 Single Core Multi Core
iPhone 7 3233 5363
MacBook de 12 pulgadas 2514 4996

Fijaos cómo la potencia de ese chip A10 ya supera a la del procesador Intel que llevan los MacBook de 12 pulgadas, tanto en los test de single como multi core. De acuerdo, ese MacBook no es la panacea en cuanto a potencia que digamos, pero ya ha demostrado ser más que suficiente para el usuario general si lo unimos a un buen SSD y chip gráficos.

Además, en cuanto Apple renueve sus iPad Pro empezará a incorporar chips optimizados "A10X" que probablemente serán todavía más potentes. Aún no ha llegado la hora de hacer el cambio general (los MacBook Pro trabajan muchísimo mejor con los Intel Core) pero para la gama baja podríamos tener ya un punto de entrada para ARM en Mac.

¿Y qué puede ocurrir con un macOS ejecutable en chips ARM?

Mucho más de lo que crees. Para Microsoft puede significar una gama de productos Surface con más batería y portabilidad: el Surface Pro 4 de gama alta lleva un Intel Core i7 en su interior y eso significa hacer sacrificios en un dispositivo tan portable.

Pero pasemos a la plataforma que nos interesa a nosotros: Apple. Si macOS se pudiese ejecutar en procesadores ARM (y no dudo que ya tendrán algo en un laboratorio "por si acaso", como dijo Steve Jobs al anunciar la transición a Intel), poco obstáculo habría para que un iPhone o incluso un iPad se pudiese convertir en un Mac.

Imagínate que llegas a casa, donde sólo tienes un monitor, y conectas el iPhone a un "Dock" con el que se arranca macOS

Imagínate, dentro de unos años, con un iPhone en el bolsillo. Con un aspecto y tamaño muy parecidos a los de ahora, y ejecutando iOS. Pero imagínate que llegas a casa, donde sólo tienes un monitor, y conectas el iPhone a un "Dock" con el que se arranca macOS y puedes trabajar con un sistema de sobremesa.

No es nada descabellado. Ubuntu lleva pensando en este concepto desde hace años y hace unos meses veíamos algo bastante avanzado. Tendríamos un iPhone que al mismo tiempo sería un Mac. Como mínimo uno básico, que pudiera cubrir las necesidades de la mayoría de usuarios. Puede que no esté entre los planes de Apple, pero pondría la mano en el fuego en el que lo han considerado. Y Microsoft ha dado esta semana un argumento más para ello.

 

Fuente: applesfera

Compártelo. ¡Gracias!

 

Grupo Digital de Ayuda! Tu Aula Mac! Toda la información sobre Apple y sus productos.