Lunes, 20 11, 2017

iOS es el sistema operativo de Apple para los próximos treinta años

iphone-ios.jpg

iOS 9 es el resultado de ocho iteraciones del sistema operativo móvil de Apple. Otros tantos años en los que ha evolucionado de manera inexorable. Tal vez no todo lo rápido y sin contratiempos que nos gustaría a muchos, pero sí lo suficiente para que ahora miremos hacia atrás y digamos eso de "qué rápido pasa el tiempo".

En todos estos años, millones de personas se han adaptado a la forma de funcionar de iOS. En enero de este año, Apple anunciaba la venta del dispositivo iOS número 1.000 millones (ventas acumuladas, no número de usuarios):

Gracias a Android, las personas habituadas a utilizar sistemas operativos móviles son aún más numerosas en todo el mundo. Pero hay más detrás de todo esto que unos simples números.

iOS como motor del cambio

a9x.jpg

La plataforma móvil de Apple está demostrando ser un centro generador de innovación. Por el lado de Apple, estamos viendo el avance de los chips diseñados por la compañía desde el iPad original (con el A4) hasta el iPad Pro actual (con el potentísimo A9X y su "escudero" el M9). Tampoco hay que olvidarse de las mejoras en software como 3D Touch en el iPhone 6s y 6s Plus o la combinación de hardware y software que trae la pantalla del iPad Pro con el Apple Pencil.

Pero no todo el protagonismo recae en Apple. Los desarrolladores de iOS también han desempeñado un papel fundamental en su éxito e innovación. Con su esfuerzo, hemos asistido al nacimiento de una industria que mueve en la actualidad más de 33.000 millones de dólares (47.000 millones si contamos con la comisión del 30% de Apple).

iOS se ha convertido en el ecosistema más rentable y dinámico del momento

Junto con el resto de fabricantes de accesorios para los dispositivos iOS, tenemos el ecosistema más dinámico de la actualidad. Todos ellos han creado una cultura basada en una serie de valores muy concretos:

  • La enorme rapidez y casi instantaneidad de lo que hacemos en nuestros dispositivos iOS. Siempre están encendidos y listos para ser utilizados.
  • Potencia del hardware más que suficiente, eliminando restricciones y liberando al desarrollador.
  • Conectividad permanente allá donde estemos.
  • Especial énfasis en el consumo energético y la duración de la batería. En caso de duda, siempre prevalece la opción que suponga menor consumo.

Pero, como veremos, todo esto no sucede en un escenario hipotético sino en el mundo real. Estos valores llevan 8 años implantándose en la mente del usuario medio y, en muchos casos, se está convirtiendo en la única forma de entender la informática.

¿Convergencia con OS X? No, convergencia con iOS

Apple está adaptando iOS a todos sus dispositivos, excepto Mac

La semana pasada pude participar en la mesa redonda de los Premios Xataka 2015 titulada "Del móvil al ordenador, ¿quién está acertando con el mejor modelo de computación?". Antes de entrar en la mesa, estuve hablando sobre el tema con Javier Pastor, editor senior de Xataka.

Fue ahí cuando nos dimos cuenta de que mientras Microsoft está convergiendo todo su ecosistema alrededor de Windows 10, Apple estaba haciendo lo mismo pero con iOS. Eso sí, dejando OS X "aislado". Si ponemos a un lado la "iosificación" del sistema operativo de los Mac, el resto de dispositivos de la casa ejecutan una versión u otra de iOS.

El iPhone tiene su versión más pura; el iPad comienza a diferenciarse de la de iPhone con iOS 9; iPod Touch utiliza iOS 9 y el iPod nano una versión de iOS; CarPlay emplea una versión modificada de iOS; el Apple Watch con su watchOS también; lo mismo en el caso del Apple TV y tvOS.

El adiós a la vieja informática

La metáfora del escritorio tiene más de 40 años, ¿puede dar más de sí?

La metáfora del escritorio que comparten todos los sistemas operativos de los ordenadores personales nació hace más de cuarenta años y se popularizó gracias al primer Mac hace más de treinta. Todos los que estamos leyendo estas líneas, es muy probable que empezáramos a utilizar un ordenador convencional antes que un smartphone o tablet modernos.

Este modelo de informática está empezando a verse obsoleto frente al de los sistemas operativos móviles. Su rivalidad comenzó desde el punto de vista del hardware, con los chips diseñados por Apple de la serie "A". En un principio, estos chips empezaron a ser más potentes que ordenadores de varias generaciones atrás, pero con el A9X del iPad Pro, ya están a la altura de los chips menos potentes de la generación actual.

Es el software móvil el que aún está por detrás, tanto del sistema operativo como de apps de terceros. Pero, ¿qué pasará cuando llegue el día en el que el software se ponga a la altura? ¿Un iOS 10, 11 o 12 para el iPad Pro en el que podamos hacer la inmensa mayoría de cosas que hacemos en un ordenador y otras tantas que antes no podíamos?

Es el secreto de la iteración de Apple: tomar una buena idea y pulirla y mejorarla hasta sacarle brillo al máximo. Esta es una de las razones que han llevado a Tim Cook a augurar el fin del PC gracias al iPad Pro. Aunque la historia completa tiene aún más jugo.

El jaque mate del tiempo al PC

Seamos honestos. Aprender a utilizar un ordenador no es sencillo. Recuerdo cómo a finales de los 90 regalaban cursos en el periódico del fin de semana para aprender a manejar uno. Hoy no hay cursos para aprender a utilizar un smartphone. Las nuevas generaciones se desenvuelven con ellos para hacer absolutamente todo. Desde chatear y jugar hasta hacer trabajos para el colegio.

iOS está eliminando las barreras de entrada a la informática por su curva de aprendizaje mínima

Y cuando llegue el día en el que se incorporen al mercado laboral, preferirán utilizar dispositivos con un sistema operativo familiar. Para muchos, se tratará de uno con iOS. Poco a poco, el tiempo hará su trabajo de manera inexorable, nosotros les acabaremos dando paso y el cambio se habrá completado. ¿Significará que el PC va a desaparecer? No tiene por qué, como dijo Steve Jobs:

Los PCs van a ser como las camionetas. Van a seguir estando entre nosotros, van a seguir teniendo un montón de valor, pero van a ser utilizados por una de cada X personas.

Es tentador pensar que esto se soluciona con un Mac con chip ARM diseñado por Apple. Pero creo que en esta historia el protagonista no son los chips ni el hardware. Es el sistema operativo. Apple está en una situación muy diferente con iOS hoy en día a cuando lanzó el primer Mac. Por eso, quieren que sea su sistema operativo de los próximos treinta años.

 

Fuente: applesfera

Compártelo. ¡Gracias!

 

Grupo Digital de Ayuda! Tu Aula Mac! Toda la información sobre Apple y sus productos.